Normandía

El Havre

Esta ciudad portuaria fue completamente arrasada durante la Gran Guerra: para renacer, Le Havre se centró en la remodelación urbana y el arte moderno.
Buscar Hoteles, Apartamentos y Casas
Buscar

Durante la Segunda Guerra Mundial, la ciudad portuaria de El Havre se convirtió en una base militar nazi y fue arrasada en un 85% durante los bombardeos aliados.

Al final del conflicto, la ciudad tuvo que reinventarse por completo, reelaborando un nuevo plan urbanístico y arquitectónico basado en el hormigón, la ausencia de ornamentos, la sencillez y la esencialidad: se convirtió en una ciudad austera y gris, en la que se insertó el nuevo centro cultural Oscar-Niemeyer, redondo y asimétrico.

El nuevo estilo urbano ha sido muy criticado, a pesar de que algunos edificios han sido declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO: en cualquier caso, sigue siendo una ciudad difícil de amar y en marcado contraste con el carácter medieval y pintoresco de Normandía.

En los últimos años, ha sabido renovar su identidad, promoviendo el arte contemporáneo y apostando por la modernización de sus estructuras urbanas.

Qué ver en El Havre

Bajo su apariencia de puerto industrial, Le Havre esconde una arquitectura única en la que las formas modernas y estilizadas caracterizan su identidad visual. Se ha convertido en un punto de encuentro para todos los amantes del arte y la historia.

Además, El Havre está dividido entre la parte baja y la zona de colinas, unidas y conectadas por un funicular, que conduce a un mirador desde el que se puede abarcar toda la ciudad.

Barrio de Le Perret

126 Rue Augustin Normand, 76600 Le Havre, Francia (Sitio web)

Durante la II Guerra Mundial, los alemanes ocuparon El Havre con casi 40.000 soldados, convirtiéndolo en una base militar estratégica. Para recuperar el control del puerto, los aliados tuvieron que bombardear Le Havre varias veces y debilitar la ocupación nazi, pero la ciudad fue arrasada casi por completo.

En 1945, el proyecto de reconstrucción de El Havre se confió a Auguste Perret, arquitecto especializado en hormigón. Las directrices del diseño urbano consistían en reconstruir de forma económica, robusta y rápida. Gracias a un diseño basado en la estandarización y la prefabricación, la ciudad se reconstruyó muy rápidamente, mediante una arquitectura de hormigón única derivada del movimiento moderno de los años 50/60.

Para comprender la geometría del nuevo trazado urbano, te recomendamos que subas a la planta 17 de la torre del ayuntamiento: a 60 metros de altura, tendrás una vista panorámica de 360° de la ciudad. Podrás divisar el espacio urbano racionalizado en nuevas formas cuadradas, esquemáticas y estandarizadas, organizadas en barras de hormigón. Cada edificio se compone de vigas, separadas exactamente 6,24 metros.

Apartamento Témoin Perret

2181 Rue de Paris, 76600 Le Havre, Francia (Sitio web)

Para sumergirte en el ambiente de posguerra y comprender las pautas de la reconstrucción, puedes visitar el Apartamento Témoin, en el barrio de Perret, completamente amueblado y decorado al estilo de los años 50: utilizado como modelo para la construcción de nuevas viviendas, permite descubrir los servicios diseñados para los habitantes de la época.

Los apartamentos del barrio de Perret están equipados con todas las comodidades, modernas y avanzadas para la época: calefacción, agua corriente, aseos y primeros cuartos de baño. La visita guiada te permitirá descubrir un apartamento funcional, luminoso y racional, en el que no se desperdicia ningún espacio.

El Vulcano

38 place Oscar Niemeyer, 76600 Le Havre, Francia (Sitio web)

En el centro del barrio de Perret, divisarás un extraño edificio: el Vulcano, apodado el Yogur, por los habitantes de El Havre. Es obra del arquitecto brasileño Oscar Niemeyer.

Nacido como centro cultural, en 1991 se convirtió en un teatro con capacidad para 800 personas, con un programa de actos variado y ecléctico: conciertos, teatro, danza, lecturas, debates, circo, talleres, reuniones. La estructura es única y está llena de detalles artísticos por descubrir, como la Mano de Niemeyer.

Biblioteca Oscar Niemeyer

42 Place Niemeyer, 76600 Le Havre, Francia (Sitio web)

Junto al Volcán hay un segundo cráter, más reciente, construido en una continuidad estilística por el mismo arquitecto Oscar Niemeyer. Este original edificio alberga una magnífica mediateca: a lo largo de los años se ha convertido en un importante lugar de encuentro e intercambio para los habitantes de El Havre. La estructura se diseñó para crear un entorno envolvente y acogedor en el que se puede comer, estudiar, trabajar, escuchar música o ver vídeos en grandes pantallas de libre acceso.

Lo que hace que la biblioteca sea realmente única es, sin duda, su estructura y diseño. Entre la arquitectura futurista y la retro, este llamativo e innovador espacio de 5.000 m2 está formado por un impresionante techo de cristal, que ilumina naturalmente el atrio de la biblioteca.

Recomendamos una visita a este edificio, lleno de tesoros ocultos y todo tipo de salas diferentes, para dejarse hechizar por el poder de la arquitectura moderna.

Museo de las Bellas Artes André Malraux - MuMa

52 Bd Clemenceau, 76600 Le Havre, Francia (Sitio web)

Este importante museo alberga una de las mayores colecciones de obras impresionistas de Francia, sólo superada por el Museo de Orsay de París.

Con su arquitectura futurista centrada en los espacios acristalados y la abundancia de luz, el museo alberga permanentemente obras de grandes pintores como Degas, Renoir, Monet, Pissarro, Sisley y Boudin.

Iglesia de San José

6130 Bd François 1er, 76600 Le Havre, Francia (Sitio web)

En medio del horizonte de la ciudad puede verse un faro: en realidad no es más que una iglesia moderna. Fue construida en memoria de las víctimas de la II Guerra Mundial, diseñada por Auguste Perret.

Su interior es absolutamente único y original: el altar está situado en el centro de una torre, que se convierte en una auténtica claraboya, gracias a sus 12.768 cristales de colores. El sol y las nubes crean increíbles juegos de luz y color, por lo que te recomendamos que visites la iglesia un día que no esté ni muy soleado ni muy nublado, para apreciar mejor el espectáculo de luces.

Catedral de Le Havre

7Rue de Paris, 76600 Le Havre, Francia

El 90% de la ciudad de El Havre fue arrasada durante los bombardeos del 5 y 6 de septiembre de 1944. La catedral de Notre Dame es uno de los pocos edificios que siguen en pie, a pesar de los importantes daños estructurales: su restauración duró hasta 1974.

Hoy es posible admirar la fachada clásica, que presenta una superposición de diferentes decoraciones y órdenes: destaca el bajorrelieve de piedra caliza del portal lateral, que muestra “ángeles tocando una trompeta”, flanqueado por columnas jónicas estriadas.

Cubiertas ajardinadas

865 Rue du Fort, 29 Rue Albert Copieux, 76620 Le Havre, Francia (Sitio web)

Contrariamente a su nombre, los jardines colgantes del barrio de Sainte Adresse son en realidad un jardín botánico, construido en un antiguo fuerte militar en las alturas de la ciudad: alberga y recoge plantas de los cinco continentes.

Desde estas murallas tienes una vista maravillosa del mar, el puerto y la parte baja de la ciudad. En el jardín encontrarás invernaderos, jardines aromáticos, colecciones de plantas perfumadas que crean cuatro jardines temáticos.

Les Bains des Docks

9Quai de la Réunion, 76600 Le Havre, Francia (Sitio web)

Diseñado por el arquitecto Jean Nouvel, este impresionante complejo ha sido calificado como una de las piscinas urbanas más bellas del mundo. Con su arquitectura inspirada en las antiguas termas romanas, hecha de reluciente piedra blanca, consta de una serie de 10 piscinas de balneoterapia, incluida una olímpica.

Si buscas un descanso relajante, no debes perderte una tarde en este centro de baño equipado con fuentes, bañeras de hidromasaje, trampolines, piscinas frías, piscinas calientes e incluso una zona de “spa” con sauna y hammam.

Puerto marítimo de El Havre

10Puerto de El Havre, El Havre, Francia

Construido en 1524, el puerto marítimo de El Havre es el segundo más grande de Francia. En el siglo XVII era el centro del comercio de madera, tela, algodón y metales preciosos con las colonias francesas. En el siglo XVII, encontró nueva vida en las rutas transatlánticas de transatlánticos hacia el Nuevo Mundo, gracias también a la nueva línea ferroviaria que conectaba El Havre con París.

Este nuevo encanto moderno atrajo a muchos pintores impresionistas, entre ellos Claude Monet, que se inspiraron en las cálidas luces del estuario del Sena y en el tráfico marítimo.

Es posible visitar el puerto de El Havre en barco, con una excursión marítima de 1 hora y 15 minutos. Hay dos circuitos disponibles: el puerto interior o el Puerto 2000. El primer circuito te llevará a descubrir la diversidad de las actividades portuarias y los distintos tipos de barcos que se utilizan: petroleros, petroleros, mineraleros, portacontenedores, lanchas de prácticos, remolcadores, barcos de aprovisionamiento. En particular, se pueden ver los enormes petroleros que vierten crudo. Las explicaciones de la visita permiten comprender mejor el funcionamiento del puerto, los distintos movimientos y transportes.

El circuito Porto 2000, por su parte, está dedicado a los grandes portacontenedores. Pasarás por las terminales de Normandía, Porte Océane y France, donde se cargan y descargan los contenedores. Podrás observar con detalle la manipulación de los contenedores por los trabajadores del muelle, desde los barcos hasta el muelle, así como los barcos de servicio que atracan a estos gigantes de los mares. Al final de la visita admirarás los cruceros en reposo y Le Havre visto desde el mar.

La playa de Le Havre

11Plage du Havre, 13-16 Bd Albert 1er, 76600 Le Havre, Francia

El Havre es una de las pocas grandes ciudades francesas que tiene una playa en pleno centro . Con más de 2 km de longitud, esta inmensa playa se compone de partes de guijarros y de arena, accesibles sólo con marea baja.

Con su largo paseo marítimo lleno de bares y restaurantes, es un lugar ideal para pasear tranquilamente, disfrutar de una cena de verano o de una cálida puesta de sol. La playa tiene muchas cabañas, repintadas en colores vivos para celebrar el 500 aniversario de El Havre: son el lugar ideal para hacer fotografías originales en color y geometría.

Cadena de contenedores

12Quai de Southampton, 76600 Le Havre, Francia

En la playa de El Havre, al final de la calle de París, en el muelle de Southampton, verás dos grandes arcos de colores.

Construidas por el artista Vincent Ganivet, estas dos instalaciones hechas con contenedores forman un conjunto de más de 30 metros de altura y casi 500 toneladas de peso: la obra fue creada para el evento Un Été au Havre.

La instalación, en principio sólo temporal, se ha convertido en parte integrante del mobiliario urbano de la ciudad y en uno de sus lugares más fotografiados.

A l'origine

13Digue Augustin Normand, 76600 Le Havre, Francia

No te pierdas la cándida escultura de Fabien Mérelle de un paquidermo sobre los hombros de un hombre. La obra simboliza la lucha del hombre contra sí mismo, aplastado por el peso de la tradición, la sociedad y la religión.

Maison de l'Armateur

143 Quai de l'Île, 76600 Le Havre, Francia (Sitio web)

Los amantes de los lugares extraños y curiosos no deben perderse este edificio del siglo XVIII, clasificado como monumento histórico y convertido en uno de los museos más emblemáticos de El Havre.

Con su fachada de estilo Luis XVI y su ordenada arquitectura interior, la Maison de l’Armateur recorre la vida de un gran comerciante, Martin-Pierre Foäche, que compró la casa para convertirla en la residencia de invierno de su familia y estableció allí sus oficinas comerciales.

La singularidad del edificio reside en su disposición original: la casa tiene cinco niveles, una planta baja, un entresuelo y tres apartamentos. Las habitaciones se suceden en una disposición radiante en torno a una llamativa claraboya octogonal, creando un original movimiento interno.

Fuerte de Tourneville

15Fort de Tourneville 55 Rue du 329ème RI, 76620 Le Havre, Francia

Construido entre 1854 y 1860, el Fuerte de Tourneville pertenecía al grupo de fuertes que debían proteger la ciudad tras el desmantelamiento de las murallas.

A lo largo de los años, este edificio ha cumplido múltiples funciones: cuartel, archivo municipal, biblioteca científica y sede de numerosas asociaciones culturales. Hoy, la misión del Fuerte es promover y difundir la música y el arte contemporáneos. El Fuerte ofrece un programa muy rico de exposiciones, conciertos y espectáculos, a menudo gratuitos.

Alberga una de las construcciones más populares entre los jóvenes de El Havre: el Tetris, un edificio formado por numerosos contenedores multicolores que encajan entre sí como las piezas del famoso videojuego Tetris . En sus salas se celebran eventos musicales de todos los estilos, como jazz, rap, hip-hop, electro, y cada año acoge uno de los mayores festivales de Normandía, el Ouest Park.

Durante el evento, se recrea un mundo futurista e imaginario con carpas gigantes, guirnaldas luminosas, videojuegos proyectados en pantallas de más de 20 metros y una selección de invitados musicales internacionales.

Funicolar LiA

16280 Rue Félix Faure, 76600 Le Havre, Francia (Sitio web)

La mejor vista de la ciudad se puede admirar desde lo alto de la Ciudad Alta. Para llegar a ella, tienes que tomarel funicular de El Havre, llamado Funi por los lugareños,uno de los más antiguos de Francia.

Inaugurado en 1890, conecta todos los días la estación inferior con la superior: una forma original y divertida de visitar la ciudad.

Escalera de Montmorency

17Esc. de Montmorency, 76600 Le Havre, Francia

La alternativa para subir a la ciudad alta es utilizar la gran escalera de Montmorency. En 2018, el artista Miguel Do Amaral repintó los 532 escalones con la ayuda de la comunidad local y los ciudadanos, convirtiendo la escalera en un proyecto de arte callejero al aire libre.

Mapa

En el siguiente mapa puedes ver la ubicación de los principales lugares de interés de este artículo

Dónde alojarse en El Havre

El Havre es una ciudad de 170.000 habitantes: es el municipio más poblado de Normandía. A caballo entre la tradición y la modernidad, esta fascinante ciudad no reniega de su carácter industrial y portuario, pero se centra cada vez más en su fuerte vocación artística, que a lo largo de los años la ha convertido en punto de referencia de las nuevas tendencias.

Si buscas un hotel en El Havre, puedes elegir entre varias zonas de la ciudad. El barrio de Saint Vincent, cerca del paseo marítimo, es sin duda el más encantador: en la rue d’Étretat encontrarás unas espléndidas casas del siglo XIX, perfectamente conservadas, y el Alhambra, el mayor cine de la ciudad.

El nuevo centro de la ciudad, en el barrio de Perret, es la zona con más viviendas: aquí encontrarás una gran variedad de alojamientos, hoteles y tiendas. Es un lugar tranquilo, ideal para familias.

Los que quieran alojarse cerca de las principales atracciones turísticas pueden optar por dormir en el centro histórico, la parte de la ciudad que sufrió menos daños durante la guerra.

Los amantes de la vida nocturna animada y dinámica pueden elegir el barrio Saint-François: apodado el barrio bretón por albergar a una gran comunidad de esta región, se organiza en torno a la iglesia Saint-François. Es uno de los barrios más antiguos de El Havre y cuenta con una gran concentración de bares, discotecas y clubes nocturnos, perfectos para los que les gusta vivir la noche.

Buscar
Ofrecemos las mejores tarifas Si encuentra menos, le reembolsaremos la diferencia.
Cancelación gratuita La mayoría de los alojamientos le permiten cancelar sin penalización.
Asistencia telefónica h24 en español Para cualquier problema con el hotel, Booking.com lo resolverá.

Hoteles recomendados en El Havre

Hotel
Nomad Hotel le Havre
Le Havre - 5 rue MagellanMedidas extra sanitarias
8,5Fabuloso 2.462 opiniones
Reservar
Hotel
Hotel Spa Le Pasino
Le Havre - Place Jules FerryMedidas extra sanitarias
8,4Muy bien 1.180 opiniones
Reservar
Hotel
Hôtel Spa Vent d'Ouest
Le Havre - 4 Rue De CalignyMedidas extra sanitarias
8,2Muy bien 756 opiniones
Reservar

Cómo llegar a El Havre

Situado en el departamento de Sena Marítimo, El Havre está a unas 2 horas y 30 minutos de los aeropuertos de París-Orly y París-Charles de Gaulle. Es un excelente punto de partida para visitar las principales estaciones de Normandía.

En coche

Si has alquilado un coche en el aeropuerto, puedes llegar a El Havre desde París por la autopista A13 y luego por la A131.

Los que lleguen desde Rouen o Rennes tendrán que tomar la autopista A29.

En tren

El Havre es la estación término de la estación de París Saint-Lazare.

Además, hay trenes diarios que llegan desde Marsella, Rouen o Lyon. El Havre es también una estación regional que ofrece conexiones con Etretat y Fécamp.

En autobús

Puedes llegar a El Havre en autobús desde Honfleur, Caen o incluso desde París con la compañía Flixbus.

Para desplazarte por la ciudad, puedes utilizar el servicio de transporte público establecido por el ayuntamiento de El Havre. La red LiA ofrece quince líneas de autobús, así como dos líneas de tranvía y un funicular que conecta la parte alta y baja de la ciudad.

El tiempo en El Havre

¿Qué tiempo hace en El Havre? A continuación se muestran las temperaturas y el pronóstico del tiempo en El Havre para los próximos días.

domingo 3
lunes 4
10°
martes 5
10°
miércoles 6
jueves 7
12°
viernes 8
12°

Donde esta El Havre

El Havre es una gran ciudad portuaria del Canal de la Mancha, situada en la orilla derecha del estuario del Sena.

Lugar en los alrededores