Córcega

Desierto de Agriates

El Desierto de Agriates es un magnífico territorio virgen, salvaje y solitario, de difícil acceso, que alberga las playas más bellas de la isla.
Buscar Hoteles, Apartamentos y Casas
Buscar

El desierto de Agriates (o desierto de Agriates) es un vasto desierto de 35 km de largo, uno de los lugares más fascinantes y solitarios de Córcega.

Este pequeño desierto salvaje resume toda la belleza solitaria de Córcega: aquí se esconden algunas de las playas más bellas de la isla, paisajes increíbles y matorrales vírgenes.

Escarpes rocosos, montañas grises y blancas, valles verdes pero sobre todo hermosas playas forman un paraje natural protegido, creado para salvaguardar un precioso ecosistema que alberga aves, mariposas y plantas raras.

El Desierto de Agriates

El Desierto de Agriates fue en su día el granero de Córcega, ya que sus tierras cultivadas alimentaron a los lugareños durante mucho tiempo. Ahora es un lugar desierto, donde apenas hay señales de vida ni de agricultura.

Las casas se concentran principalmente a lo largo de la carretera. Este desierto tiene un ecosistema impenetrable. Plantas y árboles mediterráneos se extienden hasta donde alcanza la vista en un entorno salvaje, alternando cráteres y valles con el mar azul, Cap Corse al fondo y algunos picos detrás, que se vuelven nevados en invierno.

En este entorno hostil, los únicos humanos que desafían el clima árido son los pastores corsos, acompañados de sus cabras o cerdos. Pero los viajeros más aventureros se verán recompensados con paisajes salvajes, crudos y sorprendentes. Fuera de los caminos trillados, podrás admirar una naturaleza única y virgen, en la que se esconde una franja de costa con paisajes impresionantes y playas imperdibles.

Mejores playas de Desierto de Agriates

Playa de Saleccia

Esta reserva natural cuenta con algunas de las playas más bellas de Córcega, muchas de las cuales, por desgracia, son accesibles casi exclusivamente por mar. La playa de Ghignu, la de Lotu y la de Saleccia son algunas de las más destacadas, pero el litoral es una sucesión de bahías paradisíacas.

Situadas al borde del desierto de Agriates, llegar a estas maravillas requiere un barco, un 4×4 o una larga caminata bajo el implacable sol mediterráneo.

Playa de Saleccia

La playa de Saleccia fue en su día el lugar de desembarco de los submarinos que abastecían a la Resistencia durante la guerra: su posición oculta era ideal para las operaciones clandestinas. Hoy, el kilómetro de arena blanca y fina sólo acoge a visitantes intrépidos y alguna que otra vaca en busca de descanso

Bordeada de frondosos pinos, esta larguísima playa de arena fina y agua turquesa, totalmente indómita, es una absoluta maravilla. Aquí no encontrarás establecimientos, tumbonas, sombrillas ni aseos. Es necesario que traigas tu propio equipo para todo el tiempo que estés aquí. Sólo si sigues el camino trillado entre los pinos, cerca del extremo norte de la playa, encontrarás un encantador y singular merendero.

Playa de Lotu

La playa de Lotu se extiende alrededor del promontorio al este de Saleccia. El agua que fluye suavemente sobre la arena bañada por el sol es una de las más puras de Córcega. Un entorno de ensueño, con arena fina y agua turquesa de colores caribeños.

Unas colinas bajas cubiertas de fragantes maquis mediterráneos rodean la playa y ofrecen refugio de los fuertes vientos que a menudo barren la costa. Aún más salvaje que la playa de Saleccia, aquí no encontrarás chiringuitos ni zonas de acampada, a excepción de un pequeño bar-restaurante que sólo abre en junio.

Las playas de Ghignu y Malfalco son igualmente bellas, pero aún más vírgenes y mucho menos concurridas en los meses de verano.

Cómo llegar a la playa de Lotu desde Saleccia

Sólo hay dos formas de llegar de Saleccia a la playa de Lotu: seguir un sendero a través de la maleza mediterránea durante 1 hora o llegar por mar en 1 hora y 20 minutos .

El sendero costero es la opción más pintoresca pero más larga, con la posibilidad de admirar las vistas por el camino. Es una ruta apta para todos, incluso para los niños, que serpentea por un paisaje variado de pinos y llanuras cubiertas de hierba, a lo largo de pequeñas playas enclavadas entre promontorios que parecen minipuertos.

Para este paseo no hace falta llevar calzado de montaña: unas chanclas o sandalias serán más que suficientes.

El desierto de Agriates en coche o moto

Sólo hay una carretera, la D81, que atraviesa este desierto y ofrece vistas de sus picos más altos. El estado de la carretera no es el mejor y hay que tener mucho cuidado debido a la presencia de baches y tramos accidentados.

A medida que te acercas a la costa, el terreno se vuelve más suave y ligero y da paso a un paisaje mucho más exuberante. El problema de viajar en coche es la dificultad de penetrar en el paisaje serpenteante. De hecho, hay muchas pistas y carreteras secundarias, definitivamente poco recomendables para quienes no posean un 4×4, que es indispensable si, además de las playas, quieres visitar el interior del desierto.

Otra forma de visitar el Desierto de Agriates es en moto. Esto te permitirá moverte con la máxima libertad por esta parte del norte de Córcega. Los caminos y pistas que atraviesan el desierto son sinuosos y aislados: sólo estáis tú y la naturaleza circundante. Por lo general, las carreteras están siempre bien señalizadas, pero te aconsejamos que te equipes con un navegador GPS o, al menos, con un mapa detallado.

El Desierto de Agriates en 4×4

Si quieres descubrir toda la belleza solitaria y salvaje del Desierto de Agriates, la mejor solución es contratar a una empresa de alquiler de coches 4×4. Con la ayuda de conductores formados, expertos y profundos conocedores de la zona, podrás adentrarte sin vacilar en las partes más interiores e inalcanzables del desierto, admirando valles, cráteres, barrancos y picos.

Las empresas han desarrollado distintas soluciones, según las necesidades de los turistas, combinando incluso el uso de la embarcación durante parte del trayecto.

El Desierto de Agriates en barco

La forma más fácil y rápida de llegar a las playas de Lotu y Saleccia es tomar un barco-taxi. Los barcos-taxi salen del puerto de Saint-Florent y atracan en la playa de Saleccia en unos 20 minutos. Durante los meses más tranquilos de mayo, junio, septiembre y octubre, las lanzaderas salen cada hora, mientras que durante el periodo de mayor afluencia turística, en julio y agosto, salen cada media hora.

Los horarios son flexibles: una vez que hayas aterrizado en una de las playas, puedes quedarte todo el tiempo que desees y coger una de las muchas lanzaderas de la tarde cuando te apetezca. Si desde la playa de Saleccia quieres llegar a la playa de Lotu, puedes caminar hasta la otra en aproximadamente 1 hora y luego tomar el barco de vuelta a Saint-Florent al final del día o a la hora que desees.

Si prefieres una excursión menos larga, puedes optar por un minicrucero de dos horas: admirarás la costa desértica desde el mar, con el añadido de una parada de 30 minutos para bañarte en una de las dos playas.

Las empresas suelen ofrecer tres tipos de conexiones en Zodiac, un tipo de embarcación aerodinámica y rápida:

El desierto de Agriates a pie

Ostriconi

Además del sendero que une las playas de Saleccia y Lotu, hay muchas rutas más largas que permiten explorar a pie la belleza salvaje del Desierto de Agriates.

Elmás conocido es, obviamente, el Sendero del Litoral, que va de Saint-Florent a Ostriconi pasando por Ghignu y Saleccia: recorre toda la escarpada y sublime costa de Agriates. Sin embargo, la ruta es muy larga: en total, se trata de una caminata de unos 35 km que recorre toda la costa del desierto de Agriates, y que dura al menos un día entero. Hay varias cabañas a lo largo de la ruta, antiguos apriscos reconvertidos para alojar a los excursionistas: están equipadas con aseos comunitarios, pero no ofrecen ni comida, ni agua potable, ni colchones. Tendrás que llevar contigo todo tu equipo.

Algunos senderos son más empinados que otros. También debes estar bien equipado para visitar el Desert des Agriates a pie: calzado cómodo y abundante agua, sombrero, crema solar y gafas de sol son absolutamente imprescindibles. Además, se recomienda una preparación experta y una buena condición física.

Los senderos que atraviesan el desierto se unen a la pista costera en varios puntos. Así tendrás la oportunidad de explorar el interior del desierto, con su abundancia de zonas hermosas y lugares extraordinarios. En el corazón del Desierto de Agriates, el paisaje salvaje, inhóspito y crudo te dejará sin palabras.

El Desierto de Agriates en bicicleta

Si eres muy deportista, puedes recorrer los 12 km de pista que van de Casta a la playa de Saleccia. El camino es arenoso y el terreno accidentado, lo que puede hacer que la ruta sea un reto, pero te proporcionará vistas de los paisajes más pintorescos de la zona.

En verano, afronta la ruta a primera hora de la mañana, cuando las temperaturas aún son aceptables, y evita las horas más calurosas del día. En cualquier caso, no olvides llevar sombrero, buena crema solar y abundante agua.

El descenso hasta el mar es empinado y a la vuelta puede ser necesario hacer algunas partes a pie. Duración: 1½ horas ida y vuelta.

Desierto de Agriates, dove dormire in zona

Para ver todos los alojamientos y reservar su propio en Desierto de Agriates utilice el formulario a continuación, ingresando las fechas de su estancia.

Buscar
Ofrecemos las mejores tarifas Si encuentra menos, le reembolsaremos la diferencia.
Cancelación gratuita La mayoría de los alojamientos le permiten cancelar sin penalización.
Asistencia telefónica h24 en español Para cualquier problema con el hotel, Booking.com lo resolverá.

Hoteles recomendados en la zona Desierto de Agriates

Hotel
Hotel Bellevue
Saint-Florent - Route PrincipleMedidas extra sanitarias
8,2Muy bien 819 opiniones
Reservar
Hotel
Hotel Tettola
Saint-Florent - D81
8,9Fabuloso 1.227 opiniones
Reservar
Hotel
Hotel Restaurant L'Europe
Saint-Florent - Port de Plaisance Place des PortesMedidas extra sanitarias
7,9Bien 810 opiniones
Reservar
Ver todos los alojamientos

Donde esta Desierto de Agriates

Lugar en los alrededores